Skip to content

FIRMES E INAMOVIBLES

by Joaquín Pujol Gonzalo on 15 de septiembre de 2015

1ª Corintios 15:58

Si el Señor le ha dado a Ud. una obra que cumplir, Satanás hará todo lo que esté en su mano para impedirlo. El maligno le atacará y le mostrará otras cosas atractivas, como ganar dinero, hacer las mismas cosas que aquellos que no tienen los mismos valores que Ud. Le atacará con calumnias, le afligirá con maltrato y le instigara a defenderse a sí mismo; quizás usará personas piadosas para luchar contra Ud. para que no sea reconocido su trabajo y aún hombres espirituales para negar sus virtudes. Todos los Fariseos y Escribas modernos se juntaran en contra de Ud; y algún Judas procurará venderla por treinta piezas de plata, por así decir. Si Ud. está haciendo la obra del Señor ¿Puede esperar otro trato? El Señor mismo dijo: “y los enemigos del hombre serán los de su casa” (Mt. 10:36), “Y seréis aborrecidos de todos por causa de mi nombre” (Mt. 10:22). ¿No entiende Ud. que todas estas cosas son obras de Satanás para impedirle seguir y que él no esta luchando solo contra Ud. sino contra Dios y su obra? (Hech.5:39).

Siga su obra, nunca se detenga a pelear con cada perro que le ladre en el camino, así tampoco procure resistir al que trate de oponerse a lo que esta haciendo para el Señor, porque si lo hace la obra no avanzará mucho. Satanás usará todos los medios posibles para impedirlo; se presentara como león rugiente para asustarlo o como ángel de luz para hacerle caer en su trampa.

Dios nunca ha dicho que defenderá SU REPUTACIÓN, quiere decir, lo que los hombres piensan de Ud. ó SU CARÁCTER lo que Dios, que mira el corazón, sabe de Ud. Si procura defenderse a sí mismo, Satanás habrá ganado su propósito. Siga adelante en su obra. Dios cuidará de los intereses suyos. Ud. cuide los intereses del Señor.

Quizás será atacado, insultado, herido, rechazado por sus enemigos, ó por sus amigos; su Señor fue “despreciado y desechado entre los hombres” (Is. 53:3) Pero “El afirmo su rostro para ir a Jerusalén” (Luc. 9:51). Aunque todas las fuerzas de las tinieblas se levanten en contra suya, en vano se opondrá el enemigo. Nuestro Dios es más fuerte que todos los enemigos. Si Ud. procura aplacar la ira del hombre, o agradarle, sólo dará gusto a Satanás “Pues si todavía agradara a los hombres, no seria siervo de Cristo” (Gal 1:10).

Asegúrese hermano, que esté en la voluntad de Dios, según su Palabra, entonces siga adelante, no volviéndose a la derecha ni a la izquierda hasta que acabe la obra que El le ha dado que hacer; un día recibirá del Señor la alabanza: “Bien, buen siervo y fiel” (Mt. 25:21).

Los que parecen ser sus mejores amigos pueden llegar a ser sus peores enemigos (Jer. 17:5) Tal vez procurarán desviarle del camino de Dios para que siga los caminos de ellos. Escuche la voz de Dios y no la de los hombres. Que Cristo sea el objeto de su vida, olvidando lo que queda atrás (Fil. 3:13-14).

Joaquín Pujol

From → Blog, Noticias

Los comentarios están cerrados.